Inicio / Noticias / Sectoriales / “Las empresas instaladoras reducen en un 30 % su tiempo para tomar decisiones gracias a la transformación digital”
La transformación digital fomenta la eficiencia energética de la tecnología.
La transformación digital fomenta la eficiencia energética de la tecnología.

“Las empresas instaladoras reducen en un 30 % su tiempo para tomar decisiones gracias a la transformación digital”

La transformación digital es uno de los retos a los que se enfrenta el sector de la climatización. En el caso de las empresas instaladoras, su buen uso permite optimizar el tiempo a la hora de decidir, así como agilizar la obtención de datos, entre otras ventajas. Por su parte, los fabricantes también son conscientes de la importancia de la digitalización, la cual dota a las instalaciones de la conectividad necesaria.

La transformación digital está cambiando el paradigma laboral y la tradicional cualificación de la mano de obra. Aplicada al mercado de la climatización, fomenta la eficiencia energética de la tecnología y, aunque toda la cadena de valor es consciente de ello, aún queda camino por recorrer.

En el caso del sector de la instalación, Ana María García Gascó, directora general de CONAIF, tiene claro que la transformación digital para una empresa instaladora, o para cualquier pyme, es necesaria y vital. Así lo hizo saber durante su intervención en el 2º Foro Nacional de la Bomba de Calor, que se celebró el pasado jueves en Córdoba.

“Según datos de Paradigma digital, las compañías pueden reducir en más de un 30 % el tiempo necesario para tomar decisiones, así como mejorar la satisfacción del cliente en torno a un 40 %. De igual modo, pueden agilizar la obtención de datos para cubrir las demandas del mercado, incorporando nuevos ingresos”, explicó.

Adaptación de las empresas

A pesar del gran reto que supone la transformación digital, Ana María se mostró optimista y aseguró que los instaladores evolucionarán de acuerdo con las circunstancias, tal y como lo han hecho, por ejemplo, ante los cambios reglamentarios actuales. “Es algo que está en nuestro ADN”, declaró.

Para concluir, recalcó que la profesión del instalador integra ya una componente digitalizada que, quizá, no se ha sabido exponer a las nuevas generaciones: “Ahora tenemos que tener otras habilidades para perdurar en el tiempo. Al final, la digitalización es el camino para que las empresas instaladoras sean más competitivas y, por lo tanto, puedan superar todos los obstáculos a los que se enfrentan”.

¿Y qué opinan los fabricantes?

Desde este medio, también hemos hablado con M.ª Carmen González Muriano, directora de proyectos en Airzone, con el fin de conocer el punto de vista de los fabricantes. En este sentido, apunta que, si bien los equipos de climatización, como las bombas de calor, pueden ser muy eficientes, su capacidad para adaptarse a las condiciones concretas de un edificio, o a las necesidades de un usuario, son limitadas.

“Gracias a la digitalización, los fabricantes pueden atender mejor al consumidor final y al profesional, además de dotar a las instalaciones de la conectividad necesaria para hablar con los distintos usuarios”, detalla.

Diseño sin título 17

La digitalización dota a las instalaciones de la conectividad necesaria

De esta manera, Mª. Carmen especifica que la regulación y el control son dos elementos clave para conseguir el mejor rendimiento de las soluciones tecnológicas, a la vez que resalta la importancia de no ser solo eficientes energéticamente, sino también de ser sostenibles con las personas.

“Teniendo en cuenta nuestra experiencia, una tecnología no consigue implantarse si no mejora la calidad de vida de las personas. Por eso, si queremos que se impongan los productos más eficientes y los más cuidadosos con el medio ambiente, también tienen que ser los más cómodos para el usuario. La eficiencia tiene que ir siempre de la mano del bienestar”, argumenta.

Por último, Mª. Carmen considera que los fabricantes tienen que abrirse a otros fabricantes, instaladores, arquitectos, ingenieros y, en general, a todo el sector, para facilitar que las diferentes instalaciones hablen entre sí. “Los distintos agentes tenemos que abordar los problemas del sector en conjunto, ya que solo así lograremos el ahorro de energía y la descarbonización de las ciudades que tanto se necesita”, finalizó.

Hacemos Cosas

Desde Hacemos Cosas, el área de estrategia y marketing digital de C de Comunicación, Borja Fernández, CEO de la empresa, señala que, en su experiencia, la digitalización se ha demostrado útil para sectores más tradicionales, como el de las empresas instaladoras: “Desde los fabricantes a los instaladores, los procesos de digitalización deben tener como primeros objetivos la eficiencia y la detección de nuevas oportunidades”.

Y sentencia: “En el caso de los instaladores, por ejemplo, las herramientas digitales para la gestión de clientes o la mejora de la imagen digital y el posicionamiento online permiten, por un lado, ofrecer un mejor servicio y, por otro, generar confianza y atraer nuevas oportunidades comerciales en la zona de influencia del instalador. La digitalización es un proceso que implica constancia y una estrategia que determine los objetivos que se persiguen”.

¿Consideras que las empresas instaladoras tienen suficientes recursos para invertir en el proceso de transformación digital?

Encuesta finalizada

Subscribirme
Notificar
guest
0 Comentarios
Comentarios en línea
Ver todos los comentarios
Ir arriba